Entrevista a los Hermanos Villanueva Luna

Entrevista a los Hermanos Villanueva Luna

publicado en: Destacado, Entrevistas, NOTICIAS | 0

Julián es el hermano mayor, y esta temporada juega en el Infantil B. Adrián es el hermano mediano, y juega en el Benjamín A. Y Gerard, es el pequeño y juega en el prebenjamín A.

Gerard lleva jugando al fútbol desde que tenía 4 años, y Julián y Adrián desde los 7 años. Los tres tienen claro de donde viene la pasión futbolera: Su padre. Julián nos cuenta: “Es una persona que le gusta mucho el futbol, se ha dedicado a ello durante toda su vida. Ha jugado y ha enseñado a mucha gente como a nosotros, aunque no ha llegado a ser entrenador, es algo que le hubiera gustado”.

Julián es el hermano mayor, y esta temporada juega en el Infantil B. Adrián es el hermano mediano, y juega en el Benjamín A. Y Gerard, es el pequeño y juega en el prebenjamín A. Gerard juega de banda izquierda, Julián de Mediocentro y Adrián de banda. Aunque según nos cuenta Julián: “Adrián en el parque también juega de portero”.

Julián, Adrián y Gerard, de izquierda a derecha

Los tres siguieron un camino similar, empezaron a jugar Futbol sala hasta que llegaron al Lugo. Nos reconocen que les gusta más el Fútbol 11, aunque Gerard tiene claro el por qué: “Porque juegas antes. En fútbol sala no puedes jugar hasta que llegas a 2º de primaria”.

Gerard y Adrián reconocen que también han empezado a jugar por ver a su hermano mayor. En una casa con tanto fútbol, también juegan en casa, y Julián nos dice entre risas: “A veces nos regañan por jugar, pero de momento no hemos roto nada”.

Les preguntamos a los tres una pregunta sencilla, pero que da cabida a una respuesta muy compleja: ¿Qué es lo que más os gusta de jugar al fútbol?

Gerard, el más pequeño nos contesta el primero: “Regatear, dar pases al hueco y tirar.”

Julián es el segundo: “Me gusta estar con mis compañeros y pasar un buen rato con ellos, pero sobre todo ganar. Mucho”. Adrián, por último, nos dice: “Me gusta mucho jugar al fútbol porque es un deporte que puedes hacer muchas cosas con la pelota, es muy divertido, y puedes jugar con tus amigos.”

Les preguntamos ¿Qué es lo que habéis aprendido jugando al fútbol?

Julián: “He aprendido lo que es un equipo, lo que es estar día a día con tus compañeros en un vestuario”. “También nos enseña una manera de esforzarse día a día para mejorar, te demuestra lo que es ser un equipo, estar en un vestuario con un entrenador y unos compañeros”.

Adrián: “He aprendido que hay que saber ganar y perder, y también respetarse”. A los tres hermanos les encanta jugar juntos, pero también ir a verse cuando cualquiera de ellos juega con sus equipos. Julián además nos cuenta una de las razones de esto: “Si nos llevan y podemos nos gusta ir a ver jugar a cualquiera de nosotros. También los bocadillos que nos compramos después”.

Les preguntamos a los tres: ¿Os da miedo algo relacionado con el fútbol?

Julián nos responde: “Jugar contra equipos grandes nos motiva, nos da miedo alguna lesión o alguna otra cosa mala”.

Gerard nos confiesa: “Miedo no, pero me pongo un poco nervioso. Si van detrás de nosotros en el campo me pongo un poco nervioso”.

Adrián nos cuenta: “Me pongo nervioso porque no sé cómo van a jugar los rivales, o no saber si perdemos o ganamos”.

Aunque los tres nos reconocen que “Les encanta jugar y competir contra otros equipos”.

También les preguntamos: ¿Qué cambiaríais del fútbol?

Adrián nos dice: “Por ejemplo, cuando se la pasas al portero, que no la pueda coger”.

Gerard: “Bueno, me cabrea un poco cuando la pierde un compañero”.

Como todos sabemos, a veces hay padres que se involucran demasiado en los deportes que practican sus hijos, no ayudándoles en el aprendizaje e incluso regañándoles cuando se equivocan. Hemos hablado esta situación con los tres jóvenes jugadores y Gerard dice rápidamente: “Me cabreo con el padre que trata así a su hijo”.

Julián y Adrián en cambio, nos cuentan como se comporta su Padre con ellos. Julián dice: “A nosotros nuestro Padre nos ayuda mucho”. Después, Adrián toma la palabra: “A veces cuando jugamos un poco mal, nuestro padre nos anima. Los padres deberían animar a sus hijos, porque si te enfadas con él, el jugador va a perder ánimos, y si le animas pues a lo mejor puede jugar mejor.” Y, por último, Julián añade: “Claro si gritas mucho a un jugador, puede sentir mucha presión y puede dejar de jugar bien”.

Julián, Adrián y Gerard

Ahora les preguntamos: ¿Con el fútbol habéis hecho amigos?

En un unísono contestan: Sí. Es una de las cosas que más nos gustan del fútbol”.

Sobre la manera de prepararles el entrenador a la hora de jugar contra otros equipos, Adrián nos cuenta: “No hay que ponerse nerviosos y que juguemos como sabemos”. Gerard añade: “Y que nos divirtamos. Divertirse es lo principal, por eso nuestro entrenador siempre nos saca de titular”.

“Mis entrenadores siempre nos dicen que hay que trabajar en equipo, porque si trabajamos uno solo no vamos a conseguir nada” Dice Adrián

Gerard dice: “Mi entrenador nos dice que demos el pase bien, y que despejemos. Cuando tienes a alguien que pasar y no se la pasas y te la roban, nuestro entrenador se enfada. A mí me enfada un poco porque cuando un amigo mío la pierde y yo subo mucho pues tengo que ir a defender lo que él ha perdido”.

También nos cuentan por qué les gusta tanto el Lugo:

Julián: “Nos parece un club muy serio, muy bien formado con muy buenas categorías”. “Nos gustaría seguir creciendo personal y futbolísticamente categoría tras categoría hasta por qué no, llegar al primer equipo”.

Los pequeños nos dicen que les gustaría llegar hasta donde su hermano ha llegado y mucho más.

Le preguntamos a Julián por las sensaciones del Infantil B: “El año pasado estaba en el Infantil C. Este año estoy en la misma categoría del año pasado, pero con compañeros diferentes. Lo llevo muy bien, somos un equipo unido y que le metemos mucha intensidad”. “Influye que la mayoría del equipo somos de primer año, pero nuestro principal problema de no estar más arriba es que hay partidos que salimos muy bien, y podríamos terminarlos muy bien, pero los acabamos mal. Por ejemplo, podemos empezar perdiendo, luego empatar y acabamos bajando el nivel y acabamos perdiendo. Creo que esta situación se puede dar por falta de concentración e intensidad. Se nos han ido unos cuantos partidos por esto”. Sin embargo, es algo que entrenan y que están confiados en cambiar: “Cada semana entrenamos esto y salimos con más confianza para los otros partidos”.

Gerard nos interrumpe y dice: “El partido que voy a jugar yo va a ser el más difícil. Porque voy a jugar contra el Atleti. No me hace ilusión jugar contra ellos, porque nos van a dar una paliza. La otra vez nos metieron 9 goles. Me enfadaría un poco si nos vuelven a meter más goles. Cada vez que les viene el balón pegan un pelotazo. Y eso me molesta”. Lo que nos cuenta Gerard puede ser polémico, ya que está claro que a veces a niños tan pequeños no les ayuda cuando se dan resultados tan abultados, sobre todo en contra. Es un debate que siempre estará en cualquier competición.

Sin embargo, Adrián, un poco más mayor lo ve con otra perspectiva: “Jugar contra equipos de cantera nos hace sentir orgullosos porque hemos trabajado mucho para enfrentarnos a ellos”. Gerard interrumpe de nuevo y dice: “Yo también me siento orgulloso. Porque ganamos a los segundos. Me sentí muy feliz”.

Les Preguntamos la importancia del fútbol en su vida:

Julián: “Es el único deporte que yo practico, podemos desconectar del colegio y encima hacemos un deporte para mantenernos sanos”. “Les digo a mis hermanos que tienen que comer bien, hacer deporte y estudiar”.

Los tres juegan en la videoconsola a juegos de Fútbol, aunque solo los más pequeños coleccionan cromos de fútbol también. Les preguntamos que les gusta más y dicen que jugar al fútbol. Aunque Julián lo matiza: “A veces si es un día que hace frío o está lloviendo, me gusta quedarme en casa jugando al Fifa, pero si hace bueno nos vamos a jugar al fútbol”.

Les preguntamos que si les gustaría jugar en algún momento en el mismo equipo:

Julián: “Me encantaría, cuando crezcan un poco más jugar algún partido en el mismo equipo, ya sea fútbol sala o algún amistoso. También me gustaría que mi padre se animara y jugar los 4”

Los tres hermanos saben a la perfección como van en liga cada uno de ellos. Hacemos un repaso de sus sensaciones:

Julián con el Infantil B va octavo, con 26 puntos, 8 Victorias, 2 empates y 9 derrotas. Se encuentra a tan solo 3 puntos del sexto clasificado, la A.D. Illescas “C”: “Me gustaría intentar salvar la categoría y quedar un poco más arriba. Todavía es posible. Ahora hay que seguir trabajando, y acabar de la mejor forma la temporada; y a ver si alguno de estos dos gana algún título”.

Adrián con el Benjamín A va tercero (con un partido menos), empatado a puntos con el 2º clasificado, el Getafe C.F. S.A.D. “A” y a 8 puntos del primer clasificado, el Getafe C.F. S.A.D. “B”. El Benjamín A acumula 13 victorias, 1 empate y 1 derrota: “Estamos contentos de lo que estamos aprendiendo. Cuando jugamos con equipos grandes damos lo que tenemos e intentamos siempre ganar y dar la cara”. “Va a ser muy difícil ganar la liga, los equipos buenos son muy difíciles de ganar. Pero podemos quedar de terceros para arriba”.

Gerard con el Prebenjamín A se encuentra en la cuarta posición, con 21 puntos a 7 puntos del tercer clasificado. Nuestros chicos del Prebenjamín A acumulan 7 victorias y 6 derrotas: “Yo creo que vamos a quedar terceros y al año que viene podremos ganar la liga”.

Dejar una opinión